Sobre Oscar Wilde...

Oscar Wilde
 
 
Dentro del libro de Javier Marías Vidas escritas, en el capítulo Oscar Wilde tras la cárcel, traigo la siguiente cita:
 
 
     "La vida lo vende todo demasiado caro, y nosotros compramos sus más mezquinos secretos a un precio monstruoso e infinito".

Sobre Yukio Mishima...

Yukio Mishima
 
Dentro del libro de Javier Marías Vidas escritas, en el capítulo Yukio Mishima en la muerte, traigo las siguientes citas:
 
 
     "Esta fascinación erótica por los viriles cuerpos torturados, despedazados, despellejados, trinchados o asaetados, marcó a Mishima desde la adolescencia."

     "A su hombre de confianza y posible amante, Masakatsa Morita, le había pedido que lo decapitara con la valiosa espada en cuanto él se hubiera abierto las tripas, sin dejarlo sufrir demasiado. Pero Morita (que también iba a hacerse el harakiri luego) falló al golpe nada menos que tres veces, rajándole los hombres, la espalda y el cuello, pero sin acertar con la cabeza..."

Sobre William Faulkner...

William Faulkner
Dentro del libro de Javier Marías Vidas escritas, en el capítulo de William Faulkner a caballo, traigo las siguientes citas:

     "A Faulkner no le gustaba que le interrumpieran la lectura, y la venta de sellos decayó alarmantemente: a modo de explicación, Faulkner dijo a su familia que no estaba dispuesto a levantarse continuamente para atender a la ventanilla y mostrarse agradecido con cualquier hijo de perra que tuviera dos centavos para comprar un sello."

      "Tampoco habrá leído a Freud, o al menos eso contestó en una ocasión: "Nunca lo he leído. Tampoco Shakespeare lo leyó. Dudo de que lo leyera Melville, y estoy seguro de que Moby Dick no lo hizo"."

Sobre Arthur Conan Doyle...

Arthur Conan Doyle
 
 
Dentro del libro de Javier Marías Vidas escritas, en el capítulo Arthur Conan Doyle ante las mujeres, traigo las siguientes citas:
 
     "Durante muchos años recibía cartas a nombre de Sherlock Holmes: admiradores aparte, muchas personas le pedían (a Holmes) que se ocupara de tal o cual caso, tal o cual problema que les angustiaba. Pero llegó un día en que la carta solicitando ayuda le fue dirigida a él, Conan Doyle. Se trataba de una joven cuyo novio danés había desaparecido..."

Sobre Vladimir Nabokov...

Vladimir Nabokov
Dentro del libro de Javier Marías Vidas escritas, en el capítulo Vladimir Nabokov en éxtasis, traigo las siguientes citas:
 
 
     "Un día de 1950 su mujer, Vera, logró detenerlo cuando iba camino del jardín de la casa para quemas los primeros capítulos de Lolita, agobiado por las dudas y dificultades técnicas."

       "...era visto como: "Un fabuloso ser exótico disfrazado de futbolista inglés, que componía versos en una lengua que nadie entendía sobre un país remoto que no conocía nadie"."

     "No cabe duda de que Nabokov tuvo gran debilidad por ese título suyo, ya que, tras tanto denuedo como le costó, todavía encontró fuerzas para traducirlo personalmente al ruso, a sabiendas de que no podía leerse en su país de origen durante más años que él viviría."

     "Pienso como un genio, escribo como un autor distinguido y hablo como un niño".


joomla social media module